ElMonito

Me yyamo ElmOnito y tengo 7 años y ¡sienpre boi en primero, nunca paso! Ni tio el señor Lamordes sienpre me reta por qe puro cree qe qero comer chocolate trencito en vez qe llo lo qe puro qero es no aburrirme y jugar. Ogalá jugar a la pelota o tan bien jugar plaistechon o tan bien pegar láminas de álbun. Ni tio es periodista y me ase dormir en el close de su ofisina. Ni tio dise que me qere bastante. LLo tan bien lo qero a él pero es muy retón. Grasia.

Wednesday, June 30, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (15)

(Los malos en la noche africana, a punto de sacarle el corazón a ElMonito para entrar en calor).
-Espeguen, veu una casinha detgás di ágbul. Ig todos allá.
-¡No! ¡Plimelo sacal colazón a títele! ¡Colazón tielno!
-Cállese, Doctor Cao. El Profesor Taurus tiene razón -dice El Expreimentador.
-¡Vamos! -dice el Doctor Cítico.
-Yo ya llegué porque me vine volando -dice la Calavera de Gual Disney.
(Tocan la puerta).
-Toc toc toc.
(Adentro).
-¿Quién será a esta hora? Mejor no abro.
-¡Toc toc toc! ¡Abran la puerta! ¡Tenemos frío!
(Adentro).
-Son varios, y tienen cara de malos. Mejor no abro.
-¡Abre la puerta o la derribaremos!
(Adentro).
-Mejor abro.
(Abre).
-¿Qué quieren a esta hora? Les advierto que de mí no se van a aprovechar.
-¡Pero si es una abuelita!
-Agüelita, sálveme de los señores malos porque el Dostor Cao de Nanllín me quere sacar el corazón y descués el Profesor Taúru me hicnotizó y se me quito el frío, menos mal, así que el Profesor Taúru es no tan malo, es más o menos bueno, mientras tanto que el Duende Tatá es terrorífico porque no habla, puro dice ta-ta... ta-ta, más encima que El Expreimentador es serio mientras tanto que el Dostor Cítico es no sé.
-¿Y tú, quien eres que pareces un títere pero hablas como un niño?
-Yo soy ElMonito.
-Pasa, chiquitín. Los demás se quedan afuera.
-Déjenos entrar, abuelita. No somos tan malos.
-Afuega cacagnos du frío.
-Ta-ta... ta-ta...
-¡Entlalemos como sea! ¡Palabla de chino mandalín!
-Los dejaré entrar, con dos condiciones.
-¿Cuáles?
-Que no le hagan daño al niño y que me escuchen cantar, porque mañana me voy a presentar en el programa Cazatalentos de la televisión de Pretoria.
-Bueno.
-Esperen, ya vuelvo.
-Qué viejita más extraña.
-Y habla español.
-¿Dónde iría?
-Ya voy... ya voy...
(A los cinco minutos).
-Llegué.
-¡Pero si está disfrazada de Shakira!
-¡Holol! ¡Velse todos los lollos del cuelpo de viejuja! ¡Me tapalé ojos! ¡No lesistil visión!
(Suena la música).
-Samina mina ¡eh! ¡eh!
waka waka ¡eh! ¡eh!
samina mina Zangaléwa
porque esto es África
-¡Nooooo! ¡Noooooo! ¡Sálvese quién pueda!
(Estampida).
-¡Esperen! ¡No se vayan! ¡Falta la segunda estrofa!
-¡Bravo, agüelita! ¡Va ganar el conculso de canto!
-Gracias, pequeñín.
-Cuántos años tiene, agüelita?
-Como ochenta y cinco.
-¡Parece más viejita! Como de sesenta y ocho.
-Ven. Te preparé chocolate caliente y te haré la cama para que duermas como un príncipe.
-Gracia, pero quero que aparezca ni querido tío el señor Lamordes, porque a lo mejor cuede estar pasando peligro porque en esta ciudás hay muchos loros que pican las venas, entonces me da pena.
-Los loros no son tan peligrosos. Más peligrosas son las hienas a esta hora. Pero tú estás a salvo.
-Menos mal. ¡Hum, qué rico el chocolate! ¿Es de África?
-No. Lo traen de Venezuela parece. Lo compré en el almacén.
-¿Y usté agüelita por qué habla como nosotros?
-Para que se entienda la historia, porque si soy africana hablaría mubumbu tumbu y nadie entendería.
-Ah.

Tuesday, June 29, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (14)

El tío Lamordes camina lo más rápido que puede por las montañas de Sudáfrica, pero mientras más avanza, más se alejan los personajes que se llevaron a su sobrino.
-Usted correr por el desiegtu di Atacama, monitu -repite el Profesor Taurus, y el gaznápiro le cree.
Lamordes levanta la cabeza y los ve a lo lejos, pero ahora los pierde de vista, porque bajan hacia el otro lado de la montaña. Comienza a hacer frío.
-Mejor me devuelvo -piensa.
(Al otro lado de la montaña).
-Tengo frío, Profesor Taúru.
-Tener muito calor, muito calor..
-Ahora me dio calor, Profesor Taúru.
-Hipnotíceme a mí también -dice El Expreimentador.
-A mí también -dice el Doctor Cítico.
-Yo no tengo frío porque no tengo carne, tengo puras sábanas y la calavera en la cara, pero las calaveras no sienten frío -dice la Calavera de Gual Disney.
-Doctor Cao tenel mucho flío, pelo Doctol Cao sel más valiente que esta tlopa de cobaldes -dice el Doctor Cao de Nanjing.
-Ta-ta.. ta-ta.. -dice el Duende Tatá.
El Profesor Taurus se da cuenta de que él también está muerto de frío, pero como no se puede hipnotizar a sí mismo sin perder el control de la situación, decide proponer una idea.
-Queridus amigus, hacer muito muito frío, intenso, mejor busquemos lugar paga pasar la noite.
-¡¡¡Sí!!! -gritan todos, menos el Doctor Cao.
-Doctol Cao sacal colazón al títele y con eso calental la sangle de todos.
Los demás se miran.
-Bueno, pero echemos a la suerte a quién le toca el corazón -propone El Expreimentador.
Mientras, el tío Lamordes llega una casa humilde en medio del campo.
-Toc toc.
-¿Quién es?
-Un extranjero.
-¿De dónde viene?
-De Chile.
-Pase.
-Buenas tardes. Estoy muerto de frío. ¿Me puede dar alojamiento?
-Pase usted y agradezca que me encontró a mí, que hablo español. Otra persona no le habría abierto.
-Qué suerte.
-Más rato empiezan a salir las hienas. ¡De la que se salvó!
-Aquí está calentito. ¿Cómo le fue a Chile?
-Perdió 3 a 0 con Brasil.
-Quedamos eliminados. Tanta molestia para esto. Y ni siquiera he podido ver un solo partido.
-¿Vino solo?
-No, con mi sobrino.
-¿Y dónde está?
-Se lo levaron unos personajes malvados. Pasaron la montaña para el otro lado.
-Delo por muerto. Allí nadie sobrevive en la noche.
-¿No tiene una moto para irlo a buscar?
-¿Una moto? ¡Qué absurdo es usted, e irresponsable! ¿Cómo deja que se lo lleven unos bandidos? ¿No sabe usted las cosas que pasan en Sudáfrica?
-Algo he leído.
-Aquí a veces los hombres son más peligrosos que los leones. Bueno. Hágase a la idea de que a partir de este momento no tiene sobrino.

Friday, June 25, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (13)

-¡Uf, qué partido!
-¿Cómo le fue a su equipo, señor Lamordes? -pregunta Jazán.
-Perdimos dos a uno con España, pero nos clasificamos. ¡Qué manera de regalar goles y tarjetas!
-¿Jugaron bien?
-Más o menos.
-¿Está triste o está contento?
-Tengo sentimientos encontrados, como se dice. Soy chileno, pero tengo buenos amigos españoles. Quería ganar, pero el empate no es malo. Para el próximo partido prefería Portugal, pero será Brasil.
-Ah.
-¿Y ElMonito?
-Se lo llevaron para mejor resolver.
-¿Quiénes?
-Partieron todos. A la cabeza iba el Profesor Taurus y lo llevaba hipnotizado.
-¡Pero adónde!
-Qué sé yo.
-Y usted, por qué no fue. Usted es el único que lo defiende, Jazán.
-Lo estaba esperando a usted para subirlo a mi cohete. Una vez que estemos en el aire los alcanzaremos en un dos por tres.
-Subamos entonces.
(Suben).
-Oiga, Jazán, por fuera el cohete no se veía tan viejo.
-Lo acabo de sacar del garaje. Le fui a hacer la revisión de los 500 millones de kilómetros. El motor está recién ajustado.
-¡500 millones de kilómetros! ¿De qué año es?
-Del 85.
-¿Y por qué no parte?
-Está muy frío el motor. ¿Puede bajarse y usar la manivela? Déle unas diez vueltas.
(Baja).
-¡Uf, qué fuerza que hay que hacer!
-¡Más vueltas! ¡Ya está por encender!
-¡Se me cansa el brazo!
-¡Ahora! ¡Encendió! ¡Suba pronto antes de que se detenga!
(En el aire).
-¡Qué linda es Pretoria!
-Vamos a los valles. Deben de andar cazando antílopes. Los escuché decir a todos que tenían hambre. Y ni hablar del famoso Doctor Cao. ¡Qué majadero es ese chino con eso de andar sacando corazones de niños!
-Todos los malos tienen su gracia.
-Para mí el peor de todos es el Duende Tatá. No habla y siempre va por detrás. Y jamás he logrado averiguar qué pretende.
-¿Y esa Calavera de Gual Disney, no lo asusta, Jazán?
-A mí nada me asusta. Para mí que es una calavera juguetona. ¡Mire, allá, en las montañas!
-¿Ve algo?
-Creo que son ellos. Van subiendo por la ladera. ¿Ve esa cueva en el cerro?
-Sí.
-Mire un poco más abajo a la izquierda.
-Tiene razón, Jazán. Diíjase allá.
-Me queda poca bencina y no veo lugar alguno para aterrizar. Láncese. Yo voy a llenar el estanque y los vuelvo a buscar, ¿le parece?
-¿Dónde está el paracaídas?
-No tengo. Tírese así no más. Voy a pasar bajito y se tira sobre esas matas.... ¡Ya!
(El tío Lamordes se lanza).
-¡Ay! ¡Es una mata de zarzamora!
-¡Ya vuelvooo!
-Quién me mandó a venir a Sudáfrica. Y cuánta ventaja me llevan.

Thursday, June 24, 2010

ElMonito y tu tío en el Mundial de Sudáfrica (12)

Jazán: Allí está, durmiendo. No lo molesten. Está cansado, no ha visto nada del Mundial y con suerte se ha topado con dos o tres animales salvajes, que ha visto de lejos.
El Expreimentador: ElMonito me serviría para saber qué sienten los niños ante las expectativas que se forjan sus mayores en torno a alguna situación que los involucre a ellos.
El Doctor Cítico: ¿Cómo va Italia?
La Calavera de Gual Disney: Va perdiendo dos a cero.
El Doctor Cao de Nanjing: Si sigue así, Italia quedal fuela del Mundial. Eso sel bueno pala sacal colazones italianos. Debel estal leventados, ¡llenos de sangle!
El Duende Tatá: Ta-ta... ta-ta...
Jazán: ¡No te acerques a ElMonito, Duende Tatá!
El Duende Tatá: Ta-ta... ta-ta...
La Calavera de Gual Disney: Metió un gol Italia.
El Doctor Cao de Nanjing: Mala suelte pala Doctol Cao.
La Calavera de Gual Disney: Metieron otro gol los otros.
El Doctor Cao de Nanjing: ¡Sangle quelel!
El Duende tatá: Ta-ta... ta-ta...
Jazán: ¡Te voy a castigar con mi espada láser, duende maligno!
(Suena la puerta).
-¡Toc toc toc!
El Expreimentador: ¿Quién es?
El Profesor Taurus: Sabañones en los pies. No, mentira, soy el Profesor Taúru, venido direitamente do Brasil.
La Calavera de Gual Disney: Metió un gol Italia.
El Doctor Cao de Nanjing: ¿Cuánto van?
La Calavera de Gual Disney: Van perdiendo los de Italia.
Jazán: ¿Qué hace, Profesor Taurus?
El Profesor Taurus: Voy a hipnotizar en el sueño a ElMonito... Un... dos... tres... ¡Duermasé!
ElMonito: ¿Ah? ¿Sigo soñando o me disperté, Profesor Taúru?
El Profesor Taurus: Voce sigue soñandu. Está profundamente dogmidu. Estar en plena selva, rodeado de animales salvajes. A la cuenta de tres usté dispertará y seguirá en plena selva. Un... dos... tres... ¡dispiertesé!
ElMonito: ¿Ah? ¡Chuta, está lleno de dinocerontes y cocodrilos con patas largas!, y más encima salió una plaga de culebras que queren comerse a unos patos, pero menos mal que los patos las mascan con los dientes y las culebras se parten por la mitad.
La Calavera de Gual Disney: Terminó el partido.
El Doctor Cao de Nanjing: ¿Peldel Italia?
El Expreimentador: Ha perdido por tres goles contra dos.
El Doctor Cao de Nanjing: ¡Sangle quelel bebel!
Jazán: Del títere no beberás mientras yo esté aquí.
El Doctor Cao de Naning: Doctol Cao tenel podeles, pala que sepa.
Jazán: ¡Enfrentémonos entonces!
El Doctor Cao de Nanjing: Mas lato.
Jazán: Bueno.
El Profesor Taurus: ¿Y voce, seguir en la selva?
ElMonito: La selva está llena de cangrejos, y ahora pasó un elefante con la trompa como de chancho, así que no sirve, obligado a agacharse a comer plantas, pero no alcanza a llegar al suelo, así que fregó no más.
El Doctor Cítico: Ja ja ja. ElMonito está viendo visiones.
ElMonito: Salió un perro de Suláfrica con la cola larga que se arrastra, no son iguales que los de Chile, porque los de Chile tienen la cola más despacito, mientras tanto que este perro de Suláfrica es maligno porque se ríe con los dientes de colmillo. Menos mal que hay una jirafa que lo reta, pero lo malo es que a la jirafa le falta el cuello, se parece a un ciervo sin cachos de ciervo, pero más largo.
El Profesor Taurus: ¿Voce ve a rey de la selva?
ElMonito: El lión está envejecido y tiene como la guata cosida con hilo de lana, Profesor Taúru. ¿Es un lión de verdá o es un lión de mentira, Profesor Taúru?
El Profesor Taurus: Es un león de utilería, pequeño guenacuaju.

Wednesday, June 23, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (11)

Extraña reunión de personajes

-Debemos cuidar a ese niño -dice Jazán.
-Al contlalio, hay que saclifical a títele ahola que encontlalse en Sudáflica -dice el Doctor Cao de Nanjing.
-Propongo hacerme cargo de la autopsia -dice El Expreimentador.
-¡Jamás!, ElMonito debe servirle a la ciencia de mejor modo -dice el Doctor Cítico.
-¡Buuuuuuuuuuu! -suenan las vuvuzelas.
-¡Callal a neglos de vuvuzelas -grita el Doctor Cao de Nanjing.
-Yo lo estoy esperando en la tierra de los fantasmas -dice la Calavera de Gual Disney.
-¿Para qué? ¿Para convertirlo en aire? Ja ja ja -ríe El Expreimentador.
-No se ría de lo que no tiene cuerpo... buuu... buuu... -contesta la Calavera de Gual Disney.
-Y yo, ¿alguien desea conocer mi opinión?
-¿Qué hace usted aquí, señor Lamordes? Esta es una reunión secreta de personajes para debatir el futuro de su sobrino títere -dice Jazán.
-Usted es un héroe, Jazán, ¡apártese de la maldad, especialente de ese doctor chino!
-Vivo atrapado en este mundo de fantasía, no lo olvide. Mi deber es imponer algo de cordura y valentía en esta absurda realidad.
-¡Buuuuuuuuuu!
-Además, su sobrino no existe. A nosotros nos sirve más, porque nos saca de nuestros escondrijos -dice el Doctor Citico.
-Hace tiempo que no salía a ver la luz, ta-ta, ta-ta -dice el Duende Tatá.
-¡Buuuuuuuuuu!
-Déjenos debatir en conciencia. Su sobrino duerme. Usted váyase al estadio a ver el Mundial -dice Jazán.
-Esta bien, pero lo dejo a su cuidado.
-Ta-ta... ta-ta... dónde está...
-Dónde estal muñeco. ¡Doctol tenel sed de colazón de títele!
-Prepararé la sala de autopsias.
-No se preocupe. Confíe en mí. Cualquier decisión, buena mala, le será comunicada.
-Gracias.

Monday, June 21, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (10)

-¡Corre, ElMonito, que llegamos atrasados al estadio!
-No cuedo correr tan rápido, querido tío señor Lamordes, porque tengo las zapatillas sabrochadas y pisé el cordón que tenía sabrochado, no pisé el cordón que tenía abrochado porque el cordón que tenía abrochado lo tengo abrochado, y me caí y descués me levanté, pero me salió chicha de la rodilla de esta parte del puerco, ¿no ve?
-Tonto, y todavía no aprendes a abrocharte.
-Es que sé puro hacer nudos ciegos y descués me cuesta más sacarme las zapatillas, me las tengo que tirar fuerte sin sabrochar, y descués tengo que sacar el nudo con un clavito.
-Ponte un pañuelo desechable en la herida.
-Bueno.
-Apúrate, que ya empézó hace rato el partido.
-Tío...
-¡Qué pasa ahora!
-¿No me cuedo sonar con el pañuelo?
-No.
-Pero tengo ganas de sonarme porque con el viento se me empezaron a salir los mocos y me salió uno largo que se está cayendo al suelo.
-Toma este otro y suénate de una vez.
-¡Buuuuuuuuuuuuuuu!
-¿Listo?
-Sonó como vuvuzela, tío.
-Ahora vamos.
-Espere, que estoy buscando un tarro de la basura para botar el papel.
-¡Bótalo en el suelo y vamos ya!
-No, tío, porque no lo cuedo botar en el suelo porque si lo boto en el suelo descués va crecer el calentamiento golar.
-¡¡¡!!! Qué sacó con enseñarle a este mequetrefe.
-Tengo sed de tomar fanta, tío.
(Gritos de la barra chilena en el estadio).
-Parece que hubo un gol de Chile.
-¿Los podemos dar un abrazo, tío?
-No. No estoy seguro.
-Pregúntele a ese señor de color negro que va escuchando la radio.
-¡Eh, amigo!
-¿Bmubu?
-¿Qué pasó?
-Buumbu mumumbu bum bum.
-Ah.
-¿Qué le dijo?
-No sé.
-Sigamos andando, tío.
-Parece que ya nos perdimos el partido.
-Tuavía falta un poquito parece.
-Allá viene saliendo la gente del estadio.
-¿Quén ganó, señor?
-¡Chile! ¡Chile!
-¡Ganó Chile, tío!
-¡Ganamos!
-Cómpreme un trencito para celebrán, y descués a lo mejor me compra un Macdonal con kétchu pero sin ají, porque el ají es muy delicado.
-¡Chile, Chile, Chile!

Friday, June 18, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (9)

-Tío.
-¿Ya despertaste?
-Sí. Quero levantarme para seguir conociendo Suláfrica.
-¿Dónde quieres ir hoy?
-Quero ver un elefante y dos liones y tan bien quero ver un camello.
-No creo que aquí haya camellos.
-¿Y cómo en Santiago hay camellos?
-Pero están en el zoológico.
-¿Y en Suláfrica no hay un Sológico de Suláfrica que tenga camellos?
-Creo que sí.
-Entonces quero ver un camello en el Sológico de Suláfrica, pero tan bien quero ver un perro de Suláfrica y un gato de Suláfrica, para ver si hablan igual que en Chile.
-Los perros y los gatos no hablan.
-Hablan en idioma de perro los perros, porque los gatos no saben hablar idioma de perro porque cuando chicos aprendieron puro hablar idioma de gato, pero no estoy seguro si los gatos de Suláfrica qué hablan.
-Mira esos edificios, ¿te gustan?
-No tanto.
-¿Por qué?
-Porque son más bajitos que los edificios que salen en las películas. A mí me gustan más los edificios de las películas porque tienen ascensores con vírios para ver la calle. Da una cosa en la guata, pero estos no tienen ascensores de vírio, así que son más fomes.
-Pero qué veo, gaznápiro.
-¿Qué, tío?
-Ese chino que está en la esquina se parece al Doctor Cao.
-¡Le dije que anoche sonó la voz del Dostor Cao de Nanllín y usté no me hizo caso!
-Tenías razón. Parece que era.
-Tápeme para que cuando vamos pasando no me vea.
-Bueno.
(Se acerca el Doctor Cao).
-Señol, pol favol, ¿podel ayudal a este poble ejemplal de oliente que estal extlaviado en esta glan ciudad de Sudáflica?
-¿En qué le puedo servir?
-Quelel llegal a este jaldín infantil que estal en el mapa. ¿Vel?
-Sí... veo.
-¿Sabel cómo llegal?
-¿Para qué quiere ir allá?
-Debo entlegal valiosa melcancía ploveniente de la Lepública Populal de la China que sel mandada de legalo a pobles niñitos neglos.
-Creo que tiene que andar seis cuadras y luego doblar a la derecha.
-¡Muchísimas glacias! ¡Doctol pagal con sincelo agladecimiento y hacel levelencia oliental!
(Junta las manos y baja la cabeza).
-Adiós.
-Hasta luego.
(Más rato).
-¡Tío!, lo mandó al jardín infantil y ahora el Dostor Cao de Nanllín se va comer el corazón de un niño negrito y a lo mejor se come dos corazones y a lo mejor se come cuarenta corazones para que sepa.
-No te preocupes. Lo mandé a la comisaría.
-¡Lo van a llevar preso por malo!
-¿A mí o al Doctor Cao?
-A los dos porque a usté lo cueden llevar preso por decir una mentira, mientras tanto que al Dostor Cao de Nanllín lo cueden llevar preso por comedor de corazones de niños.
(Al rato).
-Tío...
-Qué.
-¿Los corazones de los negritos son negros o son de color rojo tan bien?
-¿Tú qué crees? ¿Tu corazón es blanco o rojo?
-Parece que es blanco porque en los rayos equis salió la otra vez como blanco, pero era borroso, pero a lo mejor cuede ser azul porque para la fiesta de difraces cuando me difracé de Príncipe de Sherek la tía Ernestina le dijo al culso que yo tenía la sangre azul, así que entonces yo creo que mi corazón cuede ser de color azul, menos mal que ojalá que no, porque los corazones rojos son más bonitos, porque los corazones de color azul son como los corazones de los vanviros, porque los vanviros tienen la sangre gastada.

Thursday, June 17, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (8)

La noche sudafricana está plagada de misterios. ElMonito ignora que durante días lo ha venido siguiendo el siniestro Doctor Cao de Nanjing, ansioso de probar un corazón infantil. Ahora mismo se halla muy cerca de él.
-Tan celca y tan lejos el títele -se lamenta en su idioma, mirándolo a través de la ventana.
Pero, como buen veleidoso que es, se olvida fácilmente de su corazón al ver pasar un grupo de niños.
-Venil, acelcalse a Doctol Cao de Nanjing -los llama- Doctol oflecel a esta poble niñez un glan secleto que los sacalá del estado de inanición en que palecel hallalse todos.
-Mumumbu mumumbu -le contestan y se acercan peligrosamente a sus garras. Los niños le tiran una pelota y el Doctor Cao la empieza a dominar, lo que los maravilla.
-Aclobacia china sel famosa en el mundo entelo. Doctol sabel hacel mucha pilueta.
-Mgumbu burundi tanaka.
-No entendel qué quelel decil.
-Gubumbu mumbú.
-Ah, sí, entiendo (no entendel nada de lo que decil neglitos, pelo Doctol hacel como que entendel).
-¡Buuuuuuuuuuuu!
-¡Callal esa vuvuzela pol favol!
-¡Buuuuuuuuuuuu!
-No, que se me quitan ganas de comel colazón neglo.
-¡Buuuuuuuuuuuu!
-¡Los matalé a todos y me comelé todos sus colazones!
-¡Buuuuuuuuuuuu!
-¡Nadie nacel todavía que bul-lalse de siniestlo Doctol Cao de Nanjing!
-¡Buuuuuuuuuuuu!
-¡Holol! Mejol ilme de aquí.
(En la pieza del hotel)
-Tío...
-Qué.
-Parece que sonó la voz del Dostor Cao de Nanllín.
-¿Me despertaste para esa tontería?
-¡Pero si habló el Dostor Cao de Nanllín! ¡Es verdá, no es mentira!
-¡Qué va a andar haciendo por aquí! Vuelve a dormirte.
-Bueno... tío.
-Que.
-Sueñe con los dinocerontes. Yo justo estaba empezando a soñar un sueño de una culebra que se comía a un chancho no tan grande, más o menos chico, pero la culebra era más chica pero tenía la boca grande, y justo disperté cuando habló el Dostor Cao de Nanllín.
-Buenas noches.
-Taluego... hummm... zzz... zzz...

Wednesday, June 16, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (7)

-Vamos a ver el partido de Chile, tío.
-No pienso tomar taxi de nuevo.
-¿Está muy lejos caminando?
-No tengo idea.
-¿Y cómo vamos a ir entonces?
-Mejor veámoslo por televisión, renacuajo, y te compro unas pizzas.
-No, porque estamos en Suláfrica, entonces hay que ver las partidas en la cancha.
(Al rato).
-¡Por fin logramos entrar!
-¿Le salieron caras las entradas?
-No tanto, porque mostré mi carnet de periodista.
-Yo casi me estaba afisiando en el bolso que me metió, querido tío señor Lamordes. Descués no me salía la respiración porque estaba creopupado, así que abrí la boca y la saqué de la bolsa, entonces la respiración me entró.
-Ah.
-Tío, ¿los de Chile son cuáles?
-Los rojos, por supuesto.
-Pero tienen un negrito.
-Es Beausejour.
-¿Ese fue el que metió el gol?
-Sí... ¡Se le fue otro a Alexis, Dios mío!
-Hace como unas cosas con las patas y descués sigue corriendo. ¡Es más divertido!
-¡Otro gol que se nos va!
-¡Buuuuuuuuuuuuuu!
-Cállate, gaznápiro.
-¡Buuuuuuuuuuuuuu!
-¡Vamos! ¡Vamos! ¡Goooooo....! ¡La sacó el arquero!
-¡Buuuuuuuuuuuuuu!
-¡Cállate infeliz! ¡Concéntrate en el partido!
-Tío, la barra de Chile está llena de señores de Chile!
-¿Y qué te extraña?
-Porque es misterioso, ¿entonces los señores viven en Chile o viven no en Chile?
-Casi todos vinieron de Chile.
-¿Y esa con vestido corto tan bien vino de Chile? Es bonita.
-Pregúntale.
-No, porque me da vergüenza.
-¡Vamos, Mark, tira al arco! ¡Afina la puntería!
-¡Buuuuuuuuuuuuuu!
-Terminó el partido. ¡Ganamos uno a cero! ¡Rompimos la maldición!
-¡Buuuuuuuuuuuuuu!
(Por la noche)
-¿Te gustó el partido, ElMonito?
-Más o menos, tío, porque quedé con la cara calorada porque toqué mucho la vuvuzela y descués me empezó a doler esta parte de la cara. Tengo como un globo adentro de la cara y más encima que me duelen las orejas porque siento vuvuzelas en las orejas.
-Eso te pasa por tonto.
-Si sé.
-Duerme, descansa.
-Bueno... hummm... zzz... zzz... zzz...

Tuesday, June 15, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (6)

-Tío.
-Que.
-Me está dando frío y tuavía no vemos ningún dinoceronte.
-¿Y qué tiene que ver una cosa con otra?
-Que si los vamos acostar entonces no vamos a ver niún dinoceronte y descués a lo mejor al otro día no salen.
-Hoy tampoco salieron.
-Verdá.
-Entonces acuéstate, porque mañana temprano le toca el turno a Chile.
-Hágame un guatero.
-No traje.
-La pieza de hotel es más o menos no más, querido tío señor Lamordes. A mí me gustan más las que tienen televisión y refrigeradón y tan bien me gustan más las que tienen ducha y tan bien me gustan más las que tienen agua caliente y tan bien me gustan más las que tienen camas.
-Era lo mejor que encontré, considerando nuestro escuálido presupuesto.
-Pero por lo menos tiene zafradas calentitas... hummm... quero soñar un sueño.
-Duerme.
(Al rato).
-¡Cuidado! ¡Cuidado! ¡Cuidado!
-¡Despierta, renacuajo!
-¿Ah? ¿Qué? ¡Cuidado, tonto!
-Despierta. Estabas soñando una pesadilla.
-¡Menos mal!
-¿Que soñaste?
-Que Alexis Sánchez iba atacando al revés para el lado del arco de Chile y se la pasaba a Chupete Suazo la pelota jabunali y justo cuando Chupete Suazo iba meter el gol en el arco de Chile con la pelota jabunali menos mal que me dispertó. ¡Los salvamos justito!

Monday, June 14, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (5)

-Tío...
-Qué.
-¿Y cuándo vamos a ver un partido del Mundial de Suláfrica?
-Cuando nos regalen una entrada.
-Yo me cuedo calar, pero usté tiene que difrazarse de niñito para calarse conmigo, porque si lo ven como grande lo cueden llevar preso y descués va tener que ver el Mundial de Suláfrica por televisión de la carcen, ojalá que sea una televisión sin nieve, porque en veces las televisiones tienen nieve, cuando las antenas son muy bajitas, mientras tanto que en la carcen de Suláfrica parece que hay muchos negritos, entonces se ve el partido oscuro.
-Bueno.
-Pero vamos al estadio.
(Por la tarde).
-¿Te gusta el partido?
-Más o menos. ¿Quén la está dominando mejor, querido tío señor Lamordes?
-El equipo de...
-¡Buuuuuuuuuuuuuuu!
-¡Cállate, mequetrefe, que me va a dejar sordo!
-¡Me resultó tocar la vuvuzela! ¡Buuuuuuuuuuuuu!
-¡Cállate que me desesperas!
-¡Está hablando como el Chapulín, tío! ¡Buuuuuuuuuuuu!
-Dedícate a ver el partido, renacuajo.
-No, porque me tengo que ensayar más porque si no toco la vuvuzela entonces descués se me cuede olvidar como se toca la vuvuzela para que suene más fuerte. ¡Buuuuuuuuuuu!
-Díos mío, qué hice. ¡Yo mismo se la compré!
-¡Buuuuuuuuuuuuuu!
-¡Y todos tocan al mismo tiempo!
-¡Buuuuuuuuuuuuuu!
-¡Qué país! ¡Cómo añoro a mi Inglaterra de América del Sur!
-¡Buuuuuuuuuuuuuu!

Sunday, June 13, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (4)

-Vamos a comer algo.
-Yo quero comer un completo de trompa de elefante.
-¿Dónde viste eso?
-En un carro de un negrito. Salía la foto del elefante comiendo jogdog.
-¿Y cómo son?
-Son dos jogdog que los ponen dentro de los hoyitos que tiene la trompa del elefante, pero son sin pan porque el pan es la trompa del elefante, entonces arriba de la trompa del elefante, pero en una trompa fallecida, porque no es una trompa de elefante vivo, porque lo mataron en el matadero de elefantes, le echaron insecticida parece y se murió sin sufrín tanto, se cae al suelo y le sacan la trompa unos dostores, pero primero le pusieron el periscopio en el corazón para ver si el corazón se movía y cuando el corazón no se movió más entonces le sacaron la trompa para hacer jogdog, entonces se le cuede echar mañonesa y tan bien se le cuede echar palta y tomate, pero yo creo que se va refalán.
-¡Basta, basta! Yo me voy a la segura mejor, con una pizza.
(Al rato).
-¿Cómo te salió el hot dog, renacuajo?
-¡Me salió duro, querido tío señor Lamordes!, porque la trompa está llena de rollitos como de botella de fanta. Parece como una carne difícil.
-Tú querías probar el famoso hot dog sudafricano.
-La embarré, porque no se cuede comer, hay que tener dientes filudos y yo no tengo dientes, menos mal que alcancé a comer un poco de tomate pero descués se me chorrió y se me cayó al suelo, ¡más encima que los jogdog se salieron de los hoyitos y salieron saltando! y no los pude pescar cuando se cayeron al suelo.
-Mala suerte. Toma un trocito de pizza que me queda.
-¡Es muy poco!
-Lo último que queda. Tú decides.
-Bueno.
(ElMonito come, devora).
-Quero más.
-¿No quieres otro hot dog, mejor?
-No, tío, porque el señor del carrito negro, o sea el señor negro del carrito que era de color morado con amarillo parece, el señor del carrito negro lo vi que salió arrancando porque lo iban persiguiendo unos pacos de África, porque parece que era un vendedor de mentira, porque era un vendedor deambulante como los de Chile. Era un señor prohibido.
-¿Viste? Te estafaron. Menos mal que no comiste, porque seguro que ese hot dog no cumplía ni siquiera las mínimas normas sanitarias.
-¿Y qué pasa si no cumple las mínimas normas salitarias?
-Te enfermas.
-¿Y me tienen que poner una indección?
-Sí.
-¡Ah chuta, me salvé! Quero mejor pizza con Coca Cola.
-Bueno, pero cuando lleguemos al hotel, mira que recién estamos entrando de nuevo a la ciudad.

Saturday, June 12, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (3)

¿Quienes son estos extraños brujos que bailan y hacen saltar polvo del suelo? El tío los mira con cierta curiosidad pero su sobrino tiene miedo.
-Tienen la cara pintada de malos, tío. A lo mejor los van a tranformar en busanos.
-¿En qué?
-En busanos.
-Gusanos.
-Los vamos a tener que ir arrastrando a Santiago, tío.
-Déjate de tonterías y disfruta de este espectáculo. Allá en Chile no se ven estas cosas ni por casualidad.
-¡Tío!
-Qué.
-Andan tan bien una negritas con las estas al aire.
-Ya me fijé.
-¿Me tengo que tapar los ojos o cuedo ver?
-Puedes ver, pero con discreción.
(Los bailarines se acercan).
-¡Mgubumba bam bam!
-No, porque Bambán está en la televisión, está imitando al Capitán Peter Veneno, pero el Capitán Peter Veneno está parece que en el otro canal, o parece que está en este canal, o sea que en el mismo canal de Bambán, pero no sé.
-¡Mgubumba bam bam!
-¿Qué está diciendo, señor brujo?
-¡Mgubumba bam bam!
-Tío, parece que quere hablar con usté. ¿Quere hablar con ni tío mejor, que es más grande y sabe hablar en lenguas?
-¡Mgubumba bam bam!
-Eh, qué hacen con el renacuajo. ¡Dónde se lo llevan!
-¡Mgubumba bam bam! ¡Mgubumba bam bam! ("Baila con nosotros").
-Tío, parece que queren que toque vuvuzela.
-Entonces toca.
(Toca).
-¡Mgubumba bam bam babuku zuluku ja ja ja ja!
-Me sale puro aire.
-Sopla fuerte.
(Sopla).
-No me sale.
-¡Mgubumba bam bam babuku zuluku! ¡Burundi Katanga! ("Te salió pésimo". "Entonces baila").
-Tío, una negrita me quere sacar a bailar. ¿Qué le dijo?
-Dile que sí.
-Sí.
-¡Katanga bulubu burumbu cuncún!
-Ja ja ja, muévete mejor, renacuajo, ¿no ves que estás haciendo el ridículo con la negrita?
-Es que las estas me pegan en la cara y me da vergüenza, ¿no ve que soy chico?
-Baila mejor para que nos dejen seguir.
-No cuedo porque no me sé los pasos.
-¡Invéntalos!
-Bueno.
-¡Burumbu cuncún ja ja ja! ¡Burumbu cuncún! ("Le hace empeño la cosa chica").
(Más tarde).
-¿Te gustó la hospitalidad sudafricana, renacuajo?
-Más o menos tío, porque quedé con las piernas blanditas.
-Te hacía falta un poco de ejercicio, por lo que noto.
-Es que en la escuela suspendieron las clases de gicnasia y en vez de gicnasia puro los hacen reforzamiento de números. ¡Es más fome!

Friday, June 11, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (2)

-¡Cuidado tío, que los cueden atropellán!
-¡Atraviesa, renacuajo, porque vamos a llegar tarde al partido!
-¡Pero vienen muchos vehíclos! ¡Vienen DEMASIADOS!
-¡Atraviesa, te digo!
-No quero.
-Mira, yo ya atravesé. Atraviesa tú ahora.
-No quero porque me cueden atropellán, porque como no hay semáforo tengo que calculán y la última crueba con la tía Sofía me saqué un dos coma cuatro porque calculé mal dijo la tía Sofía, porque la tía Sofía nos hizo la crueba porque la tía Ernestina está con licencia por depresión, entonces puse que dos menos uno era uno y la tía Sofía dijo parece que eran 14.
-Respondiste bien, pero qué digo... ¡atraviesa, gaznápiro!
-Parece que la resta de cálculo era otra resta de cálculo, querido tío señor Lamordes, porque no era la que estoy diciendo yo, parece que era cuánto sale catorce mil doce contra mil quinientos millones cien mil. ¡Era más difícil!
-¿Qué le pasó a la tía Ernestina? No sabía que estaba con depresión.
-Le dio depresión porque el cuarto básico salió mal en el Simce y a la tía Ernestina le dio depresión porque el señor Marambio que hace clases de número en cuarto básico le echó la culpa a la tía Ernestina, porque le dijo que había preparado mal a los alucnos. Se los había mandado sin base. No sé lo que senifica eso. Entonces la tía Ernestina se puso a llorar y salió corriendo por el patio con las manos así, todos la vieron pero yo no la vi porque estaba jugando a los avioncitos con el Martínez y justo el Martínez me mandó un avioncito ¡y voló rico! Así que no me concentré.
-No te espero más, me voy a ir solo. Ahí viene un taxi.
-¡Espere, que voy a pasar corriendo con los ojos cerrados!
(En el taxi).
-Tío, el negrito habla más difícil. ¿Cómo le entendió?
-Le dije simplemente el nombre del estadio.
-¡Es que usté sabe!, pero yo no sé.
(Al rato).
-¡Por qué para aquí? Aquí no está el estadio.
-Mumumba bongo mumumba bongo, kalule bafana bafana.
-¡Llévenos al estadio, que ya va a empezar el partido de México!
-Lumumba Katanga, Katanga Lumumba.
(El chofer los baja del auto de una patada. Ahora quedan solos al descampado).
-Tío, parece que el estadio no se ve porque queda lejos, mientras tanto que ahora estamos como en una selva de mentira de África, porque esta selva no tiene lianas. Entonces ¿cómo se va columpiar Tárzan?
-Esa selva que dices tú se ve en las películas, mequetrefe.
-¿Hay pirañas en el riíto que pasa por ese cuente?
-Anda a ver, porque ya fregamos, nos perdimos el partido.
(Al rato).
-Pesque un pirigüín, tío.
-¿Se puede comer?
-No, porque es muy chico. Mide como menos de una cuarta, pero tiene dientes filuditos. Se parece a una piraña de África, porque las pirañas de África son diferentes parece a las pirañas de Bolivia.
-Ah.
-Me está dando frío, querido tío señor Lamordes.
-Volvamos caminando al hotel.
-A lo mejor los sale un cocodrilo por el camino, menos mal que no.
(Al rato).
-Estoy cansado. ¿Cuándo vamos a llegar?
-Estoy completamente perdido. Esas montañas no se veían desde la ciudad.
-A lo mejor atrás de las montañas está el Mundial.
-¿Subamos?
-No, porque son muy altas. Mejor mañana.
-Lo digo en broma, tonto.
-Tío, mire. ¡Vienen unos brujos vestidos con vestido de mujer!

Thursday, June 10, 2010

ElMonito y su tío en el Mundial de Sudáfrica (1)

-Tío, ¿cuándo van a salir los liones?
-¿Quién te dijo que aquí había leones?
-Salió en las noticias que en el Mundial de Suláfrica cueden salir liones, pero no sé tanto.
-Cómo que no sabes tanto. ¡No sabes nada, gaznápiro!
-¿No ve que ya me empezó a retán? El otro día le dijeron a usté que usté me reta mucho y usté descués se puso nelvioso y descués me retó más fuerte tuavía, y yo no tenía la culpa porque no era culpable. Era sano.
-Andas cosas hablando por ahí. Me andas pelando.
-Mire, ahí van unos negritos. Vamos a preguntarles dónde cueden aparecer los liones.
-¿Por qué tienes tantas ganas de ver leones?
-Para arrancar cuando salgan los liones.
-¡Mira, ahí viene un león africano!
-¡Arranquemos, tío!
-Es un león pacífico.
-Tiene la tarasca grande. Tiene la tarasca como del porte del estadio nacional donde juega la selección.
-No le temas. Es como el león de la Metro.
-¿Cuál es el lión del Metro?
-El de LA Metro. De la Metro Goldwin Mayer.
-Ah. ¿Cuál es?
-Ese que sale al principio de las películas, renacuajo.
-Ah, ¿ese que grita?
-Sí, el que ruge. Este es igual. Puros rugidos.
-¿Pero entonces por qué los negritos se van corriendo adelante del lión y el lión va corriendo atrás de los negritos, pero a lo mejor los va alcanzar?
-Es que van al estadio a ver a Shakira.
-Yo tan bien quero ver a Shakira porque una vez vi a Shakira y me dio la elestricidá.
-No alcanzamos. El estadio está lleno y no compramos entradas.
-Calémonos, querido tío señor Lamordes.
-Imposible. Mira el tamaño de los guardias.
-Los guardianes se parecen a Kincón, tío.
-No. Son más grandes.
-Tío...
-Qué.
-¿En el Mundial de Suláfrica hay trencitos?
-No.
-¿Y venden italianos con mañonesa?
-No.
-Fregué.
-Toma.
-¡Un trencito!
-Te lo traje de Santiago.
-¡Viva ni tío!
-¡Cuidado, tonto!
-Chuta, me lo robó un negrito que corre como Flash.
-Toma otro. El, último que me queda.
(Calladito).
-Viva ni tío...

Wednesday, June 02, 2010

Tío, ¿Chile ya no cuede ser campión del Mundial de Suláfrica?

-¡Tío!
-Qué.
-Chile ya no va poder ser campión de la Copa Mundial de Suláfrica porque el Chupete Suazo se cayó parece que dentro de un cráten gigante en Honduras.
-No confundas la lesión del Chupete con el cráter de Guatemala.
-Pero salió en las noticias que se cayó y descués se leccionó.
-Se desgarró jugando fútbol.
-Ah. ¿Pero entonces si le echan tierra al cráten, Chile cuede ser campión de la Copa Mundial de Suláfrica?
-No.
-¡Por qué!
-Porque para eso primero tiene que ganarle a España, Brasil, Argentina, Inglaterra, Italia, Francia y Holanda.
-¿Es difícil?
-Sí.
-¿Pero si juega el Chupete Suazo es más fácil?
-Sí.
-Entonces tiene que estrenarse harto antes de jugar el Mundial de Suláfrica, y los dostores le tienen que poner un yeso no tan fuerte, mejor un yeso blandito.
-Si tú lo dices...