ElMonito

Me yyamo ElmOnito y tengo 7 años y ¡sienpre boi en primero, nunca paso! Ni tio el señor Lamordes sienpre me reta por qe puro cree qe qero comer chocolate trencito en vez qe llo lo qe puro qero es no aburrirme y jugar. Ogalá jugar a la pelota o tan bien jugar plaistechon o tan bien pegar láminas de álbun. Ni tio es periodista y me ase dormir en el close de su ofisina. Ni tio dise que me qere bastante. LLo tan bien lo qero a él pero es muy retón. Grasia.

Sunday, February 12, 2006

Postales de vacaciones: El Duende Tatá

(Una habitación en una cabaña arrendada en Temuco, antes de emprender viaje a la Carretera Austral)
-Tío, escucho una cosita que anda por la parte de afuera de la pieza que arrendó usté, osea la pieza donde está la cama que estoy durmiendo.
-No es nada. Duérmete de una vez por todas, que mañana tenemos que viajar a Puerto Montt.
-¿Cuerto Mon está lejos o está cerca?
-Depende.
-Ah.
(Al rato)
-Tío, sigue esa cosita. Parece que es una viejita que anda caminando por afuera de la pieza. Tengo miedo.
-No es nada, gaznápiro. ¡Déjame dormir!
-Es que parece que la señora viejita quere entrar y parece que es una viejita fantasma porque cuando llegamos a la cabaña que arrendó usté no había niuna viejita en vez que ahora parece que hay una viejita fantasma que anda por afuera de la pieza.
-¿No será el Duende Tatá?
-¿Cuál es el Duende Tatá?
-El que vive arriba de la caja que hay encima del ropero. ¿Viste esa caja?
-No pos tío, ¿no ve que me da más susto tuavía?
-Quédate tranquilo, gusano estrilador. Mira, dentro de la caja no hay nada, ¿ves?
-¡Entonces el Duende Tatá salió a caminar y a lo mejor encontró a la viejita fantasma y los dos los van a penar!
-¡Ya! ¡Me cansaste! Voy a salir a echar un vistazo. ¿Pero no te das cuenta de que son las tres de la mañana?
-Lleve una lanza, tío, o mejor lleve la hacha que llevamos para cuando armemos la parca en el bosque de Pumalín.
(El tío sale de la habitación)
-Vaya, vaya... tienes razón.
-¿Vio al Duende Tatá con la viejita fantasma?
-No, pero hay algo muy parecido.
-¿Qué es, tío?
-Un ratoncillo que está en el entrepiso. Está mordiendo la madera. Lo voy a matar de un escobazo.
-¡No lo mate, tío!
-¿Por qué no? Así no molestará.
-Mejor traiga un gatito. Es más ecológico.
-Mira, se quedó callado. Ya dejó de roer.
-¿De qué?
-De roer.
-¿Ah...?
-Te digo que se quedó callado...
-Ah...
-Vaya, por fin te quedaste dormido, bribonzuelo. ¡Quién me mandó traer a este bicho de vacaciones! Ya veo lo que me espera.

4 Comments:

  • At 12:24 AM , Blogger Señorita Tulipan said...

    This comment has been removed by a blog administrator.

     
  • At 11:07 AM , Blogger Patricia said...

    Por fiiiiiiiiiiiiiinnnnn!!!!
    Que bueno saber de ustedes!!!!

     
  • At 4:09 AM , Blogger Manuel Martínez said...

    ¡Qué bueno que han dado señales de vida! ElMonito, cuidado con los ratones, que pueden tener hanta.

     
  • At 11:38 AM , Blogger Cristian said...

    Pucha, era un ratón. Menos mal que no era el Duende Tatá, porque era más peligroso. Pero igual los ratones son peligrosos. ¿Cuándo cuenta sobre la carretera austral?

     

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

<< Home