ElMonito

Me yyamo ElmOnito y tengo 7 años y ¡sienpre boi en primero, nunca paso! Ni tio el señor Lamordes sienpre me reta por qe puro cree qe qero comer chocolate trencito en vez qe llo lo qe puro qero es no aburrirme y jugar. Ogalá jugar a la pelota o tan bien jugar plaistechon o tan bien pegar láminas de álbun. Ni tio es periodista y me ase dormir en el close de su ofisina. Ni tio dise que me qere bastante. LLo tan bien lo qero a él pero es muy retón. Grasia.

Sunday, September 22, 2013

El volantín del último día

-Antes los volantines echaban comisión y se iban a las pailas, pero ahora echan comisión y niuno se va a las pailas, querido tío señor Lamordes.
-Así es, renacuajo. Es que ahora está prohibido el hilo curado.
-Mejor cuando se iban a las pailas que mejor cuando no se van a las pailas.
-¿Por qué?
-Porque cuando se van a las pailas están los dos volantines y de repente uno se va a las pailas en el aigre y da como una sensación en el sentimiento del corazón del puerco cuando el volantín que se va a las pailas se va a las pailas, porque se mueve en el aigre el volantín como si fuera nadando en una ola del mar, y descués se ve el hilito colgando y en veces uno salta y cuede cacturar el hilo y se queda con el volantín, mientras tanto que si niuno se va a las pailas NADIEN CUEDE PESCAR UN VOLANTÍN, así que fregó querido tío señor Lamordes porque me va tener que comprar un volantín, pero no es tan emocionante, porque es más emocionante con hilo curado porque con hilo curado se raja el otro volantín y se va a las pailas.
-Ya es muy tarde para elevar volantines. Debiste pedírmelo en la mañana.
-¡Pero si tuavía quedan fondas del Diciocho de Sectiembre!
-Casi toda la gente ya se va a su casa. Han sido cinco días seguidos de fiestas. ¿Y quieres más?
-¡Pero si recién ahora en la tarde me llevó a las fondas! y tan poco me ha comprado un andicucho y tan poco me compró disparos para matar a los conejos de lata.
-No reclames tanto. Has paseado de lo lindo.
-Bueno.
(Al rato).
-Tío.
-Qué.
-Mejor que no me compre ná volantín.
-¿Cambiaste de parecer? Justo te iba a comprar uno tricolor.
-Bueno, cómpreme.
(Al rato).
-¿Viste como lo elevas?
-Sí.
-¿Estás contento?
-Sí.
-¿Y por qué no querías que te comprara?
-Porque mañana es lunes y tengo que ir a clases.
-¿Y qué?
-Que entonces ya no tiene tanta gracia elevar volantines y estar en las fondas.

1 Comments:

  • At 4:08 PM , Anonymous La Lechucita said...

    Es verdad nunca se tiene ganas de que se acabe lo bueno.
    Un abrazo

     

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

<< Home