ElMonito

Me yyamo ElmOnito y tengo 7 años y ¡sienpre boi en primero, nunca paso! Ni tio el señor Lamordes sienpre me reta por qe puro cree qe qero comer chocolate trencito en vez qe llo lo qe puro qero es no aburrirme y jugar. Ogalá jugar a la pelota o tan bien jugar plaistechon o tan bien pegar láminas de álbun. Ni tio es periodista y me ase dormir en el close de su ofisina. Ni tio dise que me qere bastante. LLo tan bien lo qero a él pero es muy retón. Grasia.

Monday, November 09, 2009

Fugaz encuentro con el Doctor Cao de Nanllín

-Toc toc.
-¿Quén es?
-El Doctol Cao deNanllín.
-No estoy.
-Ablil puelta de clóse, quelido títele.
-No quero porque usté es malo y yo no soy malo, mientras tanto que soy bueno.
-Ablil puelta de clóse, títele.
-No cuedo Dostor Cao de Nanllín, porque ni tío me deja con llave y él puro cuede abrir la cuerta, por eso tengo la linternita para no aburrirme, entonces cuedo escribir el Querido Diraio...
-Si es así como decil tú, Doctol Cao ablil puelta.
-Espérese un poquito, porque estoy en pijama Dostor Cao de Nanllín.
(Pasa un rato).
-¿Estal listo ahola?
-Tuavía no Dostor Cao de Nanllín, porque estoy ordenando el clóse.
(Pasa un rato).
-¿Ahola sí, títele?
-Tuavía no Dostor Cao de Nanllín, porque me falta un poquito tuavía.
-¡Ablilé nomás! ¡Ya ablí!... Hola, quelido títele. Se me ha infolmado que tú padecel de una patología caldíaca y necesital examen ulgente al colazón.
-No es verdá Dostor Cao de Nanllín porque es mentira, porque no es verdá para que sepa.
-Ah, velemos... velemos...
(Llegan dos guardias del diario).
-¿Qué pasa? -preguntan.
-Nada, distinguidos señoles de unifolme azul, nada, encontré a este títele suelto pol ahí.
-Es el sobrino del señor Lamordes. ¿Te llevo con tu tío, ElMonito?
-Sí, señor guardián, porque quero jugar al poncutador.
-Ven, vamos. Usted, señor, no puede estar aquí. Debe retirarse, por favor.
-Sugelencia de los gualdias son óldenes pala este Doctol. Si me pelmiten... buenas taldes...
pelo volvelé...volvelé...
(ElMonito sube a encontrarse con su tío. Los guardias comentan).
-¿Cómo entró ese chino?
-No tengo idea.
-Te dije que tuviérai más cuidado.
-¿Y qué me decí a mí, si soi vo el que cuida la puerta?
-Y vo cuidái el portón.
-Pero entró por la puerta.
-¿Tai loco? Entró por el portón.
-Mira. Calleuque el loro, mejor.
-Bueno.

1 Comments:

  • At 4:17 PM , Anonymous Anonymous said...

    ¿No fue una pesadilla? pobre El Monito vaya susto que ha debido de pasar.

    Un trencito para compensar

     

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

<< Home