ElMonito

Me yyamo ElmOnito y tengo 7 años y ¡sienpre boi en primero, nunca paso! Ni tio el señor Lamordes sienpre me reta por qe puro cree qe qero comer chocolate trencito en vez qe llo lo qe puro qero es no aburrirme y jugar. Ogalá jugar a la pelota o tan bien jugar plaistechon o tan bien pegar láminas de álbun. Ni tio es periodista y me ase dormir en el close de su ofisina. Ni tio dise que me qere bastante. LLo tan bien lo qero a él pero es muy retón. Grasia.

Monday, August 29, 2005

¡Escapada en el Mapocho!

-¿Señor Lamordes?
-¿Sí?
-Un niño de vestido celeste y orejas largas pregunta por usted en la recepción. Dice que es su sobrino.
-¿Será ElMonito?
-Momento... dice que sí. Está súper mojado.
-Ah, dígale que pase.
(Un minuto después)
-¿Dónde andabas, gaznápiro de poca monta?
-¡Me llevó el río Mapocho y usté ni se dio cuenta! ¡Menos mal que me salvé por poco!
-¡Pero qué te pasó! ¿Dónde andabas?
-El otro día que usté no vino a trabajar al diraio estaba lloviendo tan fuerte que entró el agua y se llevó el clóse y se lo llevó al río Mapocho, y yo iba adentro del clóse y de repente me empezó a entrar agua y tirité.
-¡Diablos! ¡Mi closet, mis cosas! ¿Se perdieron?
-No sé.
-Allí guardo apuntes importantes. ¿Se perdieron?
-No sé tío, pero parece que unos caradineros lo sacaron y lo tienen en la comisería número nosecuánto.
-Bueno, debo ir a buscarlo. Pero tú... ¿te ahogaste?
-¡Te ahogaste! ¿Mestá sacando pica, tío? ¿No ve que no estoy ahogado, en vez que ESTOY NO AHOGADO?
-No subas la voz. Y cuéntame.
-Usté se creopupa de saber más la noticia del clóse que de verme vivo.
-Si estás vivo, entonces lógicamente debo preocuparme de mis apuntes. Pero dime cómo te salvaste.
-Usté tiene sangre fría, querido tío, en vez que yo tan bien tengo sangre fría pero la tengo fría porque tengo frío, no porque tenga sangre fría, ¡porque no tengo sangre fría, para que sepa!
-Ya. Déjate de tirarte al suelo y cuéntame.
-Que estaba el clóse flotando en el río y apenas cude sacar la cabeza y cuando miré el río tirité.
-Qué mas.
-¡El agua estaba como chocolate y sonaba fuerte porque abajo en el fondo del río parece que habían truenos y relámpagos!
-Esas son las piedras que arrastra el río. Pero sigue.
-Cuando vi que estaba en el medio del río me dio susto y tirité. Descués tragué agua y parecía chocolate de caca, tío. ¡Es verdá, no es mentira!
-Entonces voy a tener que vacunarte contra el tifus.
-¡No me ponga una indección, porque las indecciones duelen! Tragué poquita agua y descués la escupí, así que no estoy contagiado de tifu, tío. ¿Qué es tifu?
-Sigue, títere de poca monta, ¡sigue hablando!
-Que descués que tragué un poquito de agua y la escupí unos señores que estaban arriba de un cuente me vieron y empezaron a llamar por cerulán a los bomberos. Entonces en el otro cuente estaban los bomberos y me tiraron una cuerda ¡y casi la tomé la cuerda, tío! ¡Era refalosa!
-Sigue, sigue.
-Descués había otro cuente y un caradinero colgando de una cuerda me agarró justo cuando iba pasando por debajo del cuente y me salvó justo, justo, porque parece que descués en el otro cuente habían tiburones.
-Qué aventura.
-Descués me preguntaron donde vivía y yo dije que vivía en el clóse de ni tío y me preguntaron cómo se llamaba usté y yo dije "ni tío se llama querido tío señor Lamordes, su majestad perfesto", como usté me enseñó que dijera cuando me preguntaran. Entonces querían venir a dejarme al diraio pero yo dije que me dejaran en la cuerta no más porque usté era muy enojón y los podía retar.
-Oye... ¿pidieron más datos míos?
-No, pero dijeron que era muy sospechoso que un niño viviera en un clóse y que descués querían venir a conversar con usté.
-¡Pero si tú no eres un niño! Apenas eres un títere.
-Pero no se creopupe, querido tío, porque yo dije que usté no era malo porque era bueno y me compraba trencitos y sobres de Brujas.
-Mmm... ojalá sea así, porque si vienen te tendré que negar.
-¡Me va negar!
-Es que tú sabes... capaz que con eso de las leyes de maltrato infantil que hay ahora piensen mal. Y yo, que soy tan bueno contigo.
-No se creopupe querido tío, porque yo nunca voy a hablar mal de usté porque usté es bueno y me compra chocolates sin gusto a caca. Déme un trencito.
-Toma y calla.
Gracia!

2 Comments:

  • At 7:34 PM , Blogger Monin said...

    Uuuuuy ElMonito que susto!! Yo me muero de miedo en medio del río... y más si me trago esa agua asquerosa... en todo caso debieras dejar que te pusieran una indección como tu dices... porque duelen pero mejor eso a que te enfermes!!
    Un abrazo y espero que ya estés un poquito más seco y feliz con el trencito...

     
  • At 12:58 PM , Blogger Pequeñin said...

    De la que te salvaste!!!

     

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

<< Home